El derecho de autodeterminación ¿para qué?

Me cuentan dos amigos saharauis que llevan a sus hijos a la misma escuela que los míos que a ellos el derecho de autodeterminación no les soluciona nada, que es más negativo que positivo. ¿Pues? les pregunto. Responden que el censo del Sahara está totalmente alterado, y que incluso con un censo restringido para parte de la población marroquí registrada en Sahara lo tendrían complicado. No he podido evitar la comparación del Sahara con lo que pretende el gobierno español. La alteración fascista del censo para la consecución de unos resultados concretos, la integración forzada de Hego Euskal Herria en España, el control del imparable proceso soberanista. Algo tenían que inventar, ya que los tanques por las calles europeas queda feo y no cuela. El invento está servido, y hasta tiene formato democrático y humanitario: alterar el censo.

Me vienen, asimismo, a la memoria aquellas imágenes de gentes de Extremadura, Castilla, Andalucía y Galiza que allá por los años sesenta llegaron a nuestros pueblos con un saco a sus espaldas y enormes ganas de trabajar y sacar la vida luchando. Aquí encontraron su oportunidad. Aquí sudaron y ganaron su sueldo con honradez. Aquí compraron sus viviendas y formaron sus familias.

Muchas de esas gentes, cuarenta años después, ya con los hijos crecidos, se fueron para sus pueblos con una buena pensión, para pasar allí sus últimos años de vida, en sus pueblos de origen, entre los suyos. Es más, empadronados nuevamente en sus lugares de origen, han ejercido allí su derecho voto desde hace años. Fueron y son españoles que casi en masa votaron a partidos españoles, y hoy continúan haciéndolo. Ahora podrán votar, también en masa, a esos mismos partidos, pero en Hego Euskal Herria. Participarán del nuevo golpe que preparan los unionistas. Desde ese punto de vista, serán sus cómplices.

Me acuerdo, también, de las decenas de miles de guardias civiles, policías, militares, funcionarios de varios ministerios que han pasado por este país, y donde ha sufrido una situación de violencia espantosa. Eso hay que reconocerlo. Vinieron porque les enviaron, y también porque se ganaba mucho más, y porque les servía para ascender en sus puestos. Euskal Herria era peligro, pero también el plus laboral. Cuando podían se marchaban, y bien que hacían. Ahora todos ellos -decenas de miles de ellos- podrán votar en un país que no quieren volver a pisar, ni verlo en pintura.

¿Para qué necesitamos el derecho de autodeterminación si nos alteran el censo?

Me acuerdo -pues lo he citado varias veces- que Aznar decía despues del 13M de 2001 que los vascos no estábamos todavía preparados. Ya mejoraron el sistema el 2009. Algunos protestamos con la boca pequeña porque creíamos que no nos afectaría y continuaríamos gobernando. Los unionistas llevaron el invento hasta el extremo: se juntaron dos partidos que se odian a muerte para desbancar a los abertzales.

El pueblo ha respondido como no podía ser de otra manera: ante el usurpador y golpe ilegítimo: ha votado en mayoría por los abertzales. Los unionistas saben que esta vez vamos por la soberanía, por un desarrollo de nuestro autogobierno mucho más avanzado que el actual, incluso hasta la independencia.

Lo saben, y por eso quieren alterar el censo. Si lo aceptamos sumisos, la culpa no será de España, será exclusivamente nuestra. Ya sabéis, primero fueron por (….), y creímos que no nos afectaba; luego fueron por (….) y ya era tarde.

5 pensamientos en “El derecho de autodeterminación ¿para qué?

  1. Tendría cojones la cosa si, después de tantos años de lucha, nos gana el tonto de Besugoiti. De todas formas, viendo el informe elaborado por los “expertos”, que indican que el criterio para votar va a consistir en el empadronamiento durante unos cuantos años, no tengo mucho miedo. Lo que pretenden hacer es imposible.

  2. Qué va, Olarizu, el párrafo dice literalmente: “aquellos que hayan vivido un determinado tiempo”, y creo que se refiere a unos cuantos meses, y no unos cuantos años. Sí, es cierto que no será aplicable para la próxima campaña, pero no tengo dudas de que ellos se preparan para un movimiento de calda en Euskal Herria. Un movimiento que, necesariamente, debe sustentarse en bases democráticas, es decir: apoyo mayoritario de la ciudadanía. Se preparan para ello.

  3. Bituturie: estoy de acuerdo con todo lo que has dicho, menos con una cosa: “Euskal Herria era peligro, …” Euskal Herria nunca fue un peligro ni para los inmigrantes, ni para la Guardia Civil ni para los requetes que empuñaron las armas con Franco. Precisamente ellos también se sentían parte de Euskal Herria y de España. Ellos venían a luchar contra Euzkadi, la patria de los vascos. Euskal Herria nunca ha tenido connotaciones nacionales. Hoy tampoco. Precisamente, los Euskalerriakos, grupo bilbaino y muy influyente en tiempo de los Arana, abogaban por una Euskal Herria dentro de España. Por suerte, el tesón nacionalista les atrajo para la causa. Un saludo en JEL.

  4. yo llegados a este punto confio enla derecha española ciegamente

    Si has leido bien, en estas situacionesla derecha española sace a relucir su vena cainita mas grande que su prepotencia incluso solo adormecida por la epoca de bonanza y se van a destrozar entre ellos a dentelladas y sin piedad a ver quien sobrevive

    Mientras tanto es nuestro momento para hacer lo que tenemos que hacer

    El que esten intentado algo tan sucioy a ala deseperada como el putxerazo indica que estan mucho mas contra la pared de lo que creemos

    nuestro tren esta llegando que lo cojamo s o no ahora solo depende de nosotros

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s